15 abril 2024 Por Joel Calata 0

Ahorra agua al fregar tus pisos dejándolos súper relucientes con este truco

Mientras esperamos a que la temporada de lluvias llegue para que el problema de la escasez de agua se mitigue un poco, es vital importancia cuidar este líquido en su máxima medida. Aunque es imposible prescindir del agua por completo, sí que podemos optimizarla en las tareas domésticas para aprovecharla al máximo y reducir su desperdicio.

Una de las principales actividades en las que el agua se usa dentro de casa es en las tareas que tienen que ver con la de la limpieza, y justo en este punto nos enfocaremos para reducir el uso de agua al momento de fregar o trapear nuestros pisos, consumiendo sólo una cubeta de agua y dejando nuestros espacios súper relucientes.

Para ahorrar agua al momento de fregar los pisos, lo primero que tenemos que hacer es retirar lo más posible el polvo de éstos, por ello, barrer muy bien nos garantiza un menos uso del agua al momento de pasar el trapeador.

Una vez que hayas barrido el espacio en el que vas a fregar el piso, es importante tener a la mano el trapeador y dos cubetas, ambas vacías, ya que en una de ellas se estará usando agua limpia y, en la otra, se depositará el agua sucia.

Foto de Pixabay

Para comenzar a lavar los pisos, deposita el trapeador en la cubeta o balde y comienza a verter el agua, pero cuidando que llegue sólo hasta cubrir la parte textil con la que se limpia el suelo (es decir, una tercera parte del total de la cubeta), enjuaga el trapeador girándolo varias veces y exprime el trapeador y friega el piso sin productos, ni jabones de limpieza, esto para que el trapeador acumule el polvo que la escoba no pudo recoger.

Una vez que hayas dado esta primera pasada con el trapeador, vierte el agua sucia que quedó de la primera cubeta en la segunda que no tiene líquido. Después vuelve a enjuagar el trapeador con agua limpia al mismo nivel que la primera vez y deposita esa agua sucia en la segunda cubeta.

Ya que hayas enjuagado el trapeador, puedes ahora usar tu líquido de limpieza para pisos favorito, depositando agua en la cubeta al mismo nivel en que lo habías llenado anteriormente y fregar el piso para que éste quede brillante y con un aroma agradable.

Con estos consejos, verás cómo tus pisos quedan más brillantes y así podrás utilizar menos agua al momento de fregarlos, misma que puedes depositar en macetas o plantas, ya que ésta sólo contiene restos de polvo que no dañan las plantaciones de tu jardín.

Foto de SHVETS production

En Trendencias | Salir a trotar y terminar en un bar: así es la actividad que combina deporte y cervezas que puedes practicar en la CDMX

En Trendencias | La mejor bebida no alcohólica del mundo es mexicana, y Taste Atlas lo confirma


La noticia

Ahorra agua al fregar tus pisos dejándolos súper relucientes con este truco

fue publicada originalmente en

Trendencias

por
Joel Calata

.

Mientras esperamos a que la temporada de lluvias llegue para que el problema de la escasez de agua se mitigue un poco, es vital importancia cuidar este líquido en su máxima medida. Aunque es imposible prescindir del agua por completo, sí que podemos optimizarla en las tareas domésticas para aprovecharla al máximo y reducir su desperdicio.

Una de las principales actividades en las que el agua se usa dentro de casa es en las tareas que tienen que ver con la de la limpieza, y justo en este punto nos enfocaremos para reducir el uso de agua al momento de fregar o trapear nuestros pisos, consumiendo sólo una cubeta de agua y dejando nuestros espacios súper relucientes.

Para ahorrar agua al momento de fregar los pisos, lo primero que tenemos que hacer es retirar lo más posible el polvo de éstos, por ello, barrer muy bien nos garantiza un menos uso del agua al momento de pasar el trapeador.

Una vez que hayas barrido el espacio en el que vas a fregar el piso, es importante tener a la mano el trapeador y dos cubetas, ambas vacías, ya que en una de ellas se estará usando agua limpia y, en la otra, se depositará el agua sucia.

Foto de Pixabay

Para comenzar a lavar los pisos, deposita el trapeador en la cubeta o balde y comienza a verter el agua, pero cuidando que llegue sólo hasta cubrir la parte textil con la que se limpia el suelo (es decir, una tercera parte del total de la cubeta), enjuaga el trapeador girándolo varias veces y exprime el trapeador y friega el piso sin productos, ni jabones de limpieza, esto para que el trapeador acumule el polvo que la escoba no pudo recoger.

Una vez que hayas dado esta primera pasada con el trapeador, vierte el agua sucia que quedó de la primera cubeta en la segunda que no tiene líquido. Después vuelve a enjuagar el trapeador con agua limpia al mismo nivel que la primera vez y deposita esa agua sucia en la segunda cubeta.

Ya que hayas enjuagado el trapeador, puedes ahora usar tu líquido de limpieza para pisos favorito, depositando agua en la cubeta al mismo nivel en que lo habías llenado anteriormente y fregar el piso para que éste quede brillante y con un aroma agradable.

Con estos consejos, verás cómo tus pisos quedan más brillantes y así podrás utilizar menos agua al momento de fregarlos, misma que puedes depositar en macetas o plantas, ya que ésta sólo contiene restos de polvo que no dañan las plantaciones de tu jardín.

Foto de SHVETS production

En Trendencias | Salir a trotar y terminar en un bar: así es la actividad que combina deporte y cervezas que puedes practicar en la CDMX

En Trendencias | La mejor bebida no alcohólica del mundo es mexicana, y Taste Atlas lo confirma

– La noticia

Ahorra agua al fregar tus pisos dejándolos súper relucientes con este truco

fue publicada originalmente en

Trendencias

por
Joel Calata

. (FUENTE ORIGINAL a un solo click en) —-> Leer más (publicado gracias a) —-> Trendencias