2 agosto 2022 Por Charlie 0

Cómo refrescar a mi gato: cinco maneras para hacerlo de manera rápida, sencilla y efectiva

El calor aprieta, volviendo las jornadas en días insoportables donde las altas temperaturas pueden aletargar a más de uno. Hay muchas maneras de refrescar nuestro hogar: creando corrientes de aire, con un ventilador con nebulizador o incluso usando el truco de cómo refrescar el aire de nuestro ventilador. Sin embargo, nuestras mascotas también sufren la subida de las temperaturas. Hoy os mostramos cinco maneras de refrescar a nuestro gato de manera rápida y efectiva.

Cómo refrescar a mi gato

Mojando las almohadillas de sus patas

A diferencia de los seres humanos, los gatos no tienen glándulas sudoríparas esparcidas por todo el cuerpo sino que se localizan en sitios muy concretos como en las almohadillas de sus patas. Mojándolas con agua fresca podremos regular su temperatura casi de manera automática. Aunque ellos ya se mojen esta zona a lametazos, el efecto será más notable si lo hacemos de manera regular y persistente.

Refresca a tu felino de manera inmediata mojando las almohadillas de sus patas (Foto: Min An para Pexels)

Cubitos de hielo, el nuevo juguete a tener en cuenta

Dicen que lo más sencillo, en ocasiones, es lo más efectivo, y eso podría suceder con esta solución. Tan fácil como darle un par de cubitos de hielo para que juegue con ellos podría aliviarle del calor. Sin embargo, si el gato no responde al cubito, prueba de congelar su juguete favorito.

Mete su juguete favorito en el congelador (Foto: Helena Jankovičová Kováčová para Pexels)

Helado para gatos, una solución real

Helados, he aquí uno de los postres favoritos para la gran mayoría en época de verano. Si quieres que tu felino también disfrute de este manjar, crea su propia versión. Pasando por la batidora la lata de su comida favorita, añádele un poco de caldo de pollo sin sal y mete la mezcla en un molde. Tras guardarlo en el congelador y comprobar que está totalmente congelado, este polo podría enloquecer a nuestro gato (y refrescarlo).

Hay quien crea helados especiales (Foto: Amine para Pexels)

Las toallas húmedas se convertirán en un gran aliado

Sabemos que los gatos repelen el agua (en la gran mayoría de los casos) así que ponerlos bajo la ducha o en la piscina no es una solución. Prueba de humedecer su pelaje con toallas húmedas. ¿Cómo? Mojando una toalla con agua fría y pasándosela por su cuerpo -incluyendo la cabeza, las axilas, las patas, la panza y la barbilla-.

Las toallitas húmedas ayudarán a refrescarlo (Foto: Anastasia Ilina-Makarova para Pexels)

Agua fresca, la solución para todo

Estar hidratado en todo momento es la clave esencial para poder mantenernos refrescados, y eso lo podemos extrapolar a los gatos. Mantén su bebedero con agua fresca y limpia en todo momento. Además, deberemos estar atentos de que no se queden sin agua. Otra solución es añadir cubitos de hielo para que el agua se mantenga todavía más fresca durante más tiempo.

Estar hidratado es clave (Foto: Engin Akyurt para Pexels)

La época veraniega puede parecer dura, pero nuestros gatos nos lo agradecerán si ponemos en practica alguno de estos consejos (o todos ellos).

Foto principal | nurxrun

Fotos | Min An, Helena Jankovičová Kováčová, Amine, Anastasia Ilina-Makarova, Engin Akyurt


La noticia

Cómo refrescar a mi gato: cinco maneras para hacerlo de manera rápida, sencilla y efectiva

fue publicada originalmente en

Trendencias

por
Charlie

.

El calor aprieta, volviendo las jornadas en días insoportables donde las altas temperaturas pueden aletargar a más de uno. Hay muchas maneras de refrescar nuestro hogar: creando corrientes de aire, con un ventilador con nebulizador o incluso usando el truco de cómo refrescar el aire de nuestro ventilador. Sin embargo, nuestras mascotas también sufren la subida de las temperaturas. Hoy os mostramos cinco maneras de refrescar a nuestro gato de manera rápida y efectiva.

En Trendencias

Los gatos pueden ser mimosos: estas son las razas más cariñosas (según un estudio)

Cómo refrescar a mi gato

Mojando las almohadillas de sus patas

A diferencia de los seres humanos, los gatos no tienen glándulas sudoríparas esparcidas por todo el cuerpo sino que se localizan en sitios muy concretos como en las almohadillas de sus patas. Mojándolas con agua fresca podremos regular su temperatura casi de manera automática. Aunque ellos ya se mojen esta zona a lametazos, el efecto será más notable si lo hacemos de manera regular y persistente.

Refresca a tu felino de manera inmediata mojando las almohadillas de sus patas (Foto: Min An para Pexels)

Cubitos de hielo, el nuevo juguete a tener en cuenta

Dicen que lo más sencillo, en ocasiones, es lo más efectivo, y eso podría suceder con esta solución. Tan fácil como darle un par de cubitos de hielo para que juegue con ellos podría aliviarle del calor. Sin embargo, si el gato no responde al cubito, prueba de congelar su juguete favorito.

Mete su juguete favorito en el congelador (Foto: Helena Jankovičová Kováčová para Pexels)

Helado para gatos, una solución real

Helados, he aquí uno de los postres favoritos para la gran mayoría en época de verano. Si quieres que tu felino también disfrute de este manjar, crea su propia versión. Pasando por la batidora la lata de su comida favorita, añádele un poco de caldo de pollo sin sal y mete la mezcla en un molde. Tras guardarlo en el congelador y comprobar que está totalmente congelado, este polo podría enloquecer a nuestro gato (y refrescarlo).

Hay quien crea helados especiales (Foto: Amine para Pexels)

Las toallas húmedas se convertirán en un gran aliado

Sabemos que los gatos repelen el agua (en la gran mayoría de los casos) así que ponerlos bajo la ducha o en la piscina no es una solución. Prueba de humedecer su pelaje con toallas húmedas. ¿Cómo? Mojando una toalla con agua fría y pasándosela por su cuerpo -incluyendo la cabeza, las axilas, las patas, la panza y la barbilla-.

Las toallitas húmedas ayudarán a refrescarlo (Foto: Anastasia Ilina-Makarova para Pexels)

Agua fresca, la solución para todo

Estar hidratado en todo momento es la clave esencial para poder mantenernos refrescados, y eso lo podemos extrapolar a los gatos. Mantén su bebedero con agua fresca y limpia en todo momento. Además, deberemos estar atentos de que no se queden sin agua. Otra solución es añadir cubitos de hielo para que el agua se mantenga todavía más fresca durante más tiempo.

Estar hidratado es clave (Foto: Engin Akyurt para Pexels)

La época veraniega puede parecer dura, pero nuestros gatos nos lo agradecerán si ponemos en practica alguno de estos consejos (o todos ellos).

Foto principal | nurxrun

Fotos | Min An, Helena Jankovičová Kováčová, Amine, Anastasia Ilina-Makarova, Engin Akyurt
– La noticia

Cómo refrescar a mi gato: cinco maneras para hacerlo de manera rápida, sencilla y efectiva

fue publicada originalmente en

Trendencias

por
Charlie

. (FUENTE ORIGINAL a un solo click en) —-> Leer más (publicado gracias a) —-> Trendencias