26 enero 2024 Por Anabel Palomares 0

Con este hábito de 15 minutos cuido mi salud mental teletrabajando y he conseguido que aumente mi productividad

Llevo más de seis años teletrabajando y en todo este tiempo he descubierto que una de las cosas que más me cuestan es separar la vida profesional y personal. Cuando trabajas en una oficina ese gesto es más sencillo. Sales de casa, vas a trabajar y cuando termina tu jornada y vuelves a casa. El espacio en el que descansas y en el que trabajas se diferencian muchísimo más.

Pero aunque nos pongamos un horario como si estuviéramos en una oficina (uno de los trucos que mejor me funciona desde que teletrabajo), el hecho de que el sitio en el que trabajas y el sitio en el que vives sea el mismo, dificulta un poco las cosas. Si a eso le sumamos la digitalización que se ha implementado, que fomenta la productividad pero puede mantenernos hiperconectados, no parecen las condiciones más favorables.

Por suerte, existe un sencillo hábito, ritual o truco, como quieras llamarlo, que consigue que cuidemos de nuestra salud mental y separemos la vida personal y profesional, aumentando así nuestra productividad. Se llama Feierabend, viene de Alemania y a mí me funciona a las mil maravillas.

Qué es el Feierabend

Feierabend es una palabra alemana algo compleja de traducir. Es un acrónimo de «celebración» y «velada» pero a veces se interpreta como «hora de descanso» u «hora feliz». Es el momento en el que comienza el ocio. Tal y como explica la doctora Caroline Rothauge, profesora asistente de historia moderna y contemporánea en la Universidad Católica de Eichstätt-Ingolstadt a la BBC, aunque al principio su significado no era el de fiesta «en el contexto de la industrialización los trabajadores de las fábricas y los empleados del comercio lucharon por reducir las horas de trabajo y, por lo tanto, por tener períodos de descanso como un ‘Feierabend’ o un fin de semana».

Los días festivos y domingos se conocen como Feiertage o «días de descanso», y la legislación alemana los protege como «días de descanso del trabajo y de elevación espiritual». La experta explica que se debe a que en la década de 1900 ese «tiempo libre» debería usarse para regenerar el cuerpo y la mente. «Así, el trabajo y el tiempo libre fueron concebidos como dos caras de una misma moneda. Usar el tiempo libre adecuadamente hace que uno esté en condiciones de volver a trabajar y, en el mejor de los casos, incluso aumenta el rendimiento».

En el ámbito actual, Feierabend es un ritual de cierre que separa la jornada laboral de la personal, especialmente en situaciones en las que es más complicado conseguirlo como en el teletrabajo.

Cómo aplico Feierabend en mi día a día

Los alemanes aconsejan que se haga como una transición, un simple paseo al aire libre. Llegan las seis, es tu hora de cerrar el ordenador, ponerte las zapatillas y dar un paseo para marcar ese límite y finalizar tu jornada. Y funciona. Comienza tu tiempo de descanso, una desconexión real y limpia de tu lugar de trabajo. En mi caso solo necesito un paseo de 15 minutos para cerrar ese ciclo de trabajo y empezar mi ciclo de tiempo de ocio y vida personal.

El motivo por el que funciona, es psicológico y se llama condicionamiento clásico, un tipo de aprendizaje que implica respuestas automáticas o reflejas y no conductas voluntarias. Lo que hacemos es provocar con la repetición que nuestro cerebro cree una conexión entre un estímulo discriminativo (en mi caso salir a dar un paseo de 15 minutos) con una respuesta condicionada (desconectar).

Un hábito que no solo me permite hacer una separación clara de trabajo y vida personal, sino que como cuida mi salud mental gracias a poner límites, también ayuda a mi rendimiento. Soy más productiva porque veo el final de mi jornada. De esta forma el tiempo de trabajo es real y gracias al principio de Pareto, hago mis tareas en el tiempo establecido para ellas.

Nota: algunos de los enlaces de este artículo son afiliados y pueden reportar un beneficio a Trendencias.

Fotos | Big Little Lies (HBO Max)

En Trendencias | Los 24 mejores libros de 2024, recomendaciones y novedades que enganchan este año


La noticia

Con este hábito de 15 minutos cuido mi salud mental teletrabajando y he conseguido que aumente mi productividad

fue publicada originalmente en

Trendencias

por
Anabel Palomares

.

Llevo más de seis años teletrabajando y en todo este tiempo he descubierto que una de las cosas que más me cuestan es separar la vida profesional y personal. Cuando trabajas en una oficina ese gesto es más sencillo. Sales de casa, vas a trabajar y cuando termina tu jornada y vuelves a casa. El espacio en el que descansas y en el que trabajas se diferencian muchísimo más.

Pero aunque nos pongamos un horario como si estuviéramos en una oficina (uno de los trucos que mejor me funciona desde que teletrabajo), el hecho de que el sitio en el que trabajas y el sitio en el que vives sea el mismo, dificulta un poco las cosas. Si a eso le sumamos la digitalización que se ha implementado, que fomenta la productividad pero puede mantenernos hiperconectados, no parecen las condiciones más favorables.

Por suerte, existe un sencillo hábito, ritual o truco, como quieras llamarlo, que consigue que cuidemos de nuestra salud mental y separemos la vida personal y profesional, aumentando así nuestra productividad. Se llama Feierabend, viene de Alemania y a mí me funciona a las mil maravillas.

En Trendencias

Cómo he usado el círculo de influencia de Covey para aumentar la productividad y que el trabajo deje de agobiarme

Qué es el Feierabend

Feierabend es una palabra alemana algo compleja de traducir. Es un acrónimo de «celebración» y «velada» pero a veces se interpreta como «hora de descanso» u «hora feliz». Es el momento en el que comienza el ocio. Tal y como explica la doctora Caroline Rothauge, profesora asistente de historia moderna y contemporánea en la Universidad Católica de Eichstätt-Ingolstadt a la BBC, aunque al principio su significado no era el de fiesta «en el contexto de la industrialización los trabajadores de las fábricas y los empleados del comercio lucharon por reducir las horas de trabajo y, por lo tanto, por tener períodos de descanso como un ‘Feierabend’ o un fin de semana».

Los días festivos y domingos se conocen como Feiertage o «días de descanso», y la legislación alemana los protege como «días de descanso del trabajo y de elevación espiritual». La experta explica que se debe a que en la década de 1900 ese «tiempo libre» debería usarse para regenerar el cuerpo y la mente. «Así, el trabajo y el tiempo libre fueron concebidos como dos caras de una misma moneda. Usar el tiempo libre adecuadamente hace que uno esté en condiciones de volver a trabajar y, en el mejor de los casos, incluso aumenta el rendimiento».

En el ámbito actual, Feierabend es un ritual de cierre que separa la jornada laboral de la personal, especialmente en situaciones en las que es más complicado conseguirlo como en el teletrabajo.

Cómo aplico Feierabend en mi día a día

Los alemanes aconsejan que se haga como una transición, un simple paseo al aire libre. Llegan las seis, es tu hora de cerrar el ordenador, ponerte las zapatillas y dar un paseo para marcar ese límite y finalizar tu jornada. Y funciona. Comienza tu tiempo de descanso, una desconexión real y limpia de tu lugar de trabajo. En mi caso solo necesito un paseo de 15 minutos para cerrar ese ciclo de trabajo y empezar mi ciclo de tiempo de ocio y vida personal.

El motivo por el que funciona, es psicológico y se llama condicionamiento clásico, un tipo de aprendizaje que implica respuestas automáticas o reflejas y no conductas voluntarias. Lo que hacemos es provocar con la repetición que nuestro cerebro cree una conexión entre un estímulo discriminativo (en mi caso salir a dar un paseo de 15 minutos) con una respuesta condicionada (desconectar).

En Trendencias

No sabía que estos hábitos estaban aumentando mi ansiedad y empeorando mi productividad hasta ahora

Un hábito que no solo me permite hacer una separación clara de trabajo y vida personal, sino que como cuida mi salud mental gracias a poner límites, también ayuda a mi rendimiento. Soy más productiva porque veo el final de mi jornada. De esta forma el tiempo de trabajo es real y gracias al principio de Pareto, hago mis tareas en el tiempo establecido para ellas.

Nota: algunos de los enlaces de este artículo son afiliados y pueden reportar un beneficio a Trendencias.

Fotos | Big Little Lies (HBO Max)

En Trendencias | Los 24 mejores libros de 2024, recomendaciones y novedades que enganchan este año

– La noticia

Con este hábito de 15 minutos cuido mi salud mental teletrabajando y he conseguido que aumente mi productividad

fue publicada originalmente en

Trendencias

por
Anabel Palomares

. (FUENTE ORIGINAL a un solo click en) —-> Leer más (publicado gracias a) —-> Trendencias