22 diciembre 2023 Por Anabel Palomares 0

Enrique Rojas revela las cosas de las que nos arrepentimos antes de morir, y evitarlas es la clave para vivir más felices

Enrique Rojas es catedrático de Psiquiatría y Psicología Médica y director del Instituto Rojas-Estapé de Psiquiatría. Es uno de los profesionales de su sector más conocidos y acaba de publicar un nuevo libro, Comprende tus emociones. En esta guía nos ayuda a reconocer lo que sentimos y el que habla de los sentimientos, las emociones, las pasiones y las motivaciones que condicionan nuestra conducta. De hecho afirma que si sabemos identificarlos, podremos controlarlos e impedir que nos dominen. Habla de pares antagónicos, como amor y odio o alegría y tristeza, pero también habla en su libro de las emociones que nos acompañan al final de nuestra vida.

Antonio Machado decía que “La muerte es algo que no debemos temer porque, mientras somos, la muerte no es, y cuando la muerte es, nosotros no somos” pero como psiquiatra,  Enrique Rojas nos explica que en los últimos momentos de nuestra vida, hay seis cosas que son de las que más nos arrepentimos de no haber hecho en vida, y conocerlas antes, puede ser el remedio para que cuando llegue el momento, nos vayamos en paz y con la conciencia tranquila. Te las contamos.

Vivir para trabajar y no trabajar para vivir

Te hemos contado que eso de que el éxito está en el trabajo, es algo  con lo que la generación Z está rompiendo por fin. Encontrar el trabajo de tus sueños y dedicarte a algo que realmente te apasiona y te gusta es maravilloso, pero el psiquiatra asegura que son muchos los que se arrepienten de una carga de trabajo excesiva.

Antes de morir se dice que vivimos uno de los momentos de lucidez más extremos, y es justo ahí cuando muchos “sienten que su vida ha estado descompensada, que ha faltado equilibrio entre los diferentes ingredientes de los que debe ser la existencia de un ser humano”, según el experto.

De hecho Bronnie Ware, enfermera de pacientes terminales, aseguraba en su libro Los cinco mandamientos para tener una vida plena que es común en el lecho de muerte que nos arrepintamos de trabajar demasiado. “Me lo ha dicho cada uno de los hombres a los que he atendido. Echaban de menos la infancia de sus hijos y la compañía de sus parejas”, explicaba.

No haber disfrutado de la vida

Para el psiquiatra, haber disfrutado de la vida está también en los momentos sencillos. Esas pequeñas perlas de felicidad que pasamos por alto y vivimos en el día a día. Es el claro ejemplo de carpe diem, ese mantra de aprovechar el momento que cuando llegamos al final y echamos la vista atrás, vemos que no hemos seguido. Por su parte, Ware afirma que “hasta el final, no se dan cuenta de que la felicidad es una elección”

Pasarlo mal por cosas que no importan tanto

Evidentemente cuando el ser humano sabe que le queda poco tiempo, se da cuenta de lo verdaderamente importante. Y muchas de las cosas que nos preocupan en el día a día no lo son. Una discusión con tus padres, una ruptura, un despido. Todo eso carece de importancia y “haber sufrido mucho por asuntos y problemas que realmente no tenían tanta importancia«, como explica Rojas, es otra de las cosas de las que más nos arrepentimos.

No dedicar tiempo a familia y amigos

Si escuchamos lo que la Universidad de Harvard tiene que decir sobre la felicidad en su Estudio del Desarrollo Adulto de Harvard, lo que nos hace realmente felices son las relaciones interpersonales. No dedicarles tiempo es algo que nos pesará en el futuro.

No tener el valor de cumplir los sueños

De nuevo Ware y Rojas coinciden. Ella asegura en su libro que este “es el arrepentimiento más común de todos. Cuando la gente se da cuenta de que su vida ya casi se ha terminado y echan la vista atrás con cierta claridad, es sencillo ver cuántos sueños no han cumplido. Casi nadie ha logrado siquiera la mitad de sus sueños, y se mueren sabiendo que fue por decisiones que ellos tomaron. No se dan cuenta de que la salud trae libertad, hasta que les falta”.

Para el psiquiatra, esto tiene mucho que ver con atreverse a ser uno mismo.”Saber desarrollar la propia personalidad, puliendo y limando las aristas y puntos negativos de la misma», explica. Es tener la valentía de buscar y encontrar nuevos objetivos en la vida cada día y no tener miedo a ir a por ellos.

No haber tenido una espiritualidad mayor y más sólida

En palabras de Enrique Rojas, tiene que ver con “creer en algo que hubiera facilitado dar respuesta a los grandes interrogantes de la vida». Aunque llegados a este punto, y viendo los anteriores, saber cómo funciona el mundo y por qué, o qué se esconde al otro lado, parece el menor de nuestros problemas.

Sentir que cuando muramos habremos vivido una vida plena, se nos antoja mucho más importante, porque queremos poder decir como Edit Piaf en su canción Non, je ne regrette rien. “No, no me arrepiento de nada. No, nada de nada. No, no me arrepiento de nada.”

Nota: Algunos de los enlaces de este artículo son afiliados y pueden reportar un beneficio a Trendencias.

Fotos | Más allá de los sueños

En Trendencias | Las mejores películas románticas y de amor para ver en pareja (y dónde encontrarlas todas)


La noticia

Enrique Rojas revela las cosas de las que nos arrepentimos antes de morir, y evitarlas es la clave para vivir más felices

fue publicada originalmente en

Trendencias

por
Anabel Palomares

.

Enrique Rojas es catedrático de Psiquiatría y Psicología Médica y director del Instituto Rojas-Estapé de Psiquiatría. Es uno de los profesionales de su sector más conocidos y acaba de publicar un nuevo libro, Comprende tus emociones. En esta guía nos ayuda a reconocer lo que sentimos y el que habla de los sentimientos, las emociones, las pasiones y las motivaciones que condicionan nuestra conducta. De hecho afirma que si sabemos identificarlos, podremos controlarlos e impedir que nos dominen. Habla de pares antagónicos, como amor y odio o alegría y tristeza, pero también habla en su libro de las emociones que nos acompañan al final de nuestra vida.

Antonio Machado decía que “La muerte es algo que no debemos temer porque, mientras somos, la muerte no es, y cuando la muerte es, nosotros no somos” pero como psiquiatra,  Enrique Rojas nos explica que en los últimos momentos de nuestra vida, hay seis cosas que son de las que más nos arrepentimos de no haber hecho en vida, y conocerlas antes, puede ser el remedio para que cuando llegue el momento, nos vayamos en paz y con la conciencia tranquila. Te las contamos.

En Trendencias

Las nueve frases que se dicen las personas con resiliencia a diario según una psicóloga de Harvard

Vivir para trabajar y no trabajar para vivir

Te hemos contado que eso de que el éxito está en el trabajo, es algo  con lo que la generación Z está rompiendo por fin. Encontrar el trabajo de tus sueños y dedicarte a algo que realmente te apasiona y te gusta es maravilloso, pero el psiquiatra asegura que son muchos los que se arrepienten de una carga de trabajo excesiva.

Antes de morir se dice que vivimos uno de los momentos de lucidez más extremos, y es justo ahí cuando muchos “sienten que su vida ha estado descompensada, que ha faltado equilibrio entre los diferentes ingredientes de los que debe ser la existencia de un ser humano”, según el experto.

De hecho Bronnie Ware, enfermera de pacientes terminales, aseguraba en su libro Los cinco mandamientos para tener una vida plena que es común en el lecho de muerte que nos arrepintamos de trabajar demasiado. “Me lo ha dicho cada uno de los hombres a los que he atendido. Echaban de menos la infancia de sus hijos y la compañía de sus parejas”, explicaba.

No haber disfrutado de la vida

Para el psiquiatra, haber disfrutado de la vida está también en los momentos sencillos. Esas pequeñas perlas de felicidad que pasamos por alto y vivimos en el día a día. Es el claro ejemplo de carpe diem, ese mantra de aprovechar el momento que cuando llegamos al final y echamos la vista atrás, vemos que no hemos seguido. Por su parte, Ware afirma que “hasta el final, no se dan cuenta de que la felicidad es una elección”

En Trendencias

Este método japonés me prometió felicidad y me dio mucho más. Ha cambiado mi manera de ver la vida

Pasarlo mal por cosas que no importan tanto

Evidentemente cuando el ser humano sabe que le queda poco tiempo, se da cuenta de lo verdaderamente importante. Y muchas de las cosas que nos preocupan en el día a día no lo son. Una discusión con tus padres, una ruptura, un despido. Todo eso carece de importancia y “haber sufrido mucho por asuntos y problemas que realmente no tenían tanta importancia», como explica Rojas, es otra de las cosas de las que más nos arrepentimos.

No dedicar tiempo a familia y amigos

Si escuchamos lo que la Universidad de Harvard tiene que decir sobre la felicidad en su Estudio del Desarrollo Adulto de Harvard, lo que nos hace realmente felices son las relaciones interpersonales. No dedicarles tiempo es algo que nos pesará en el futuro.

No tener el valor de cumplir los sueños

De nuevo Ware y Rojas coinciden. Ella asegura en su libro que este “es el arrepentimiento más común de todos. Cuando la gente se da cuenta de que su vida ya casi se ha terminado y echan la vista atrás con cierta claridad, es sencillo ver cuántos sueños no han cumplido. Casi nadie ha logrado siquiera la mitad de sus sueños, y se mueren sabiendo que fue por decisiones que ellos tomaron. No se dan cuenta de que la salud trae libertad, hasta que les falta”.

Para el psiquiatra, esto tiene mucho que ver con atreverse a ser uno mismo.”Saber desarrollar la propia personalidad, puliendo y limando las aristas y puntos negativos de la misma», explica. Es tener la valentía de buscar y encontrar nuevos objetivos en la vida cada día y no tener miedo a ir a por ellos.

En Trendencias

Si te reconoces en estos sentimientos has dejado de crecer como persona

No haber tenido una espiritualidad mayor y más sólida

En palabras de Enrique Rojas, tiene que ver con “creer en algo que hubiera facilitado dar respuesta a los grandes interrogantes de la vida». Aunque llegados a este punto, y viendo los anteriores, saber cómo funciona el mundo y por qué, o qué se esconde al otro lado, parece el menor de nuestros problemas.

Sentir que cuando muramos habremos vivido una vida plena, se nos antoja mucho más importante, porque queremos poder decir como Edit Piaf en su canción Non, je ne regrette rien. “No, no me arrepiento de nada. No, nada de nada. No, no me arrepiento de nada.”

Nota: Algunos de los enlaces de este artículo son afiliados y pueden reportar un beneficio a Trendencias.

Fotos | Más allá de los sueños

En Trendencias | Las mejores películas románticas y de amor para ver en pareja (y dónde encontrarlas todas)

– La noticia

Enrique Rojas revela las cosas de las que nos arrepentimos antes de morir, y evitarlas es la clave para vivir más felices

fue publicada originalmente en

Trendencias

por
Anabel Palomares

. (FUENTE ORIGINAL a un solo click en) —-> Leer más (publicado gracias a) —-> Trendencias